El PP reclama al Cabildo que proceda al desalojo de los barrancos ocupados en Granadilla

Los Populares recuerdan que “el gobierno de la Isla debe cumplir los acuerdos plenarios”

340
Visita a los barrancos en Granadilla./ Cedida.
Visita a los barrancos en Granadilla./ Cedida.

Santa Cruz de Tenerife.- El Partido Popular reclama al gobierno del Cabildo de Tenerife que proceda al desalojo y la limpieza de los barrancos de Los Balos, Los Topos y Los Calderones, en el municipio de Granadilla, tal y como se acordó, por unanimidad de todos los grupos políticos, en el Pleno del pasado 2 de octubre, ante una propuesta de los Populares, defendida por el consejero Valentín González Évora.

El propio González Évora visitó recientemente esta zona de Granadilla, acompañado por el portavoz de los Populares y primer teniente de alcalde del municipio sureño, Marcos González, que demanda “una actuación inmediata en este entorno por parte del Cabildo, ya que existen más de 30 asentamientos en diferentes zonas de estos barrancos, de personas que, en muchos casos, se encuentran en una situación de extrema vulnerabilidad social”.

Esta situación, ha sido denunciada tanto por vecinos, como por asociaciones, Policía Local y Ayuntamiento de Granadilla, e incluso por la Fundación Telesforo Bravo, y a pesar de esas denuncias, tal y como indica González Évora, “esta situación, lejos de solucionarse, se está agravando, puesto que la población en cuevas y salientes va en aumento, y se ha observado en el cauce de los barrancos una gran cantidad de residuos, en especial enseres abandonados, pintadas en rocas, entre otras cuestiones, que están contribuyendo al deterioro medioambiental de los cauces”.

González Évora pone de manifiesto “el deber de la institución insular de cumplir con los acuerdos plenarios y de liderar políticas y actuaciones que atiendan a las necesidades de la Isla en los diferentes ámbitos”, y en esta cuestión en concreto, apela a “la necesidad de actuar desde la sensibilidad en cuanto a la situación de muchas de las personas que viven en estos asentamientos, que debe equilibrarse con la urgencia de llevar a cabo una restauración integral de este espacio, estableciendo un sistema de vigilancia para que esta situación no vuelva a producirse”.

En esta línea, tanto Valentín González Évora como Marcos González insisten en que “estas actuaciones requieren de la colaboración entre el Ayuntamiento, el Cabildo, el Gobierno de Canarias y Subdelegación del Gobierno para determinar las necesidades básicas de las personas que ahora mismo ocupan los cauces de los barrancos mencionados y ofrecerles, en su caso, alternativas de alojamiento”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here