El PP advierte de la enorme preocupación entre ciudadanos y trabajadores municipales por la inacción del Ayuntamiento

Ángel Sabroso recuerda que en junio su formación defendió una moción para la realización de test masivos dentro del personal municipal, que PSOE rechazó

207

Las Palmas de Gran Canaria.- El concejal de Partido Popular (PP) en el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, Ángel Sabroso, ha expresado la preocupación de su formación en relación a la explosión de casos por COVID-19 en el municipio, así como al crecimiento de casos positivos dentro de la plantilla municipal, que no para de incrementarse.

Sabroso recuerda que en junio su formación política elevó a la Comisión de Pleno de Organización y Funcionamiento (OFRG) una moción para que se hiciera test progresivos a toda la plantilla de profesionales públicos municipales, que ronda los 3.000 trabajadores, como medida de prevención para evitar los contagios que se están produciendo ahora.

“Empresas canarias con más de 7.000 trabajadores hacen test habituales a su plantilla para protegerlos y detectar posibles contagios asintomáticos, mientras el Gobierno Local permanece inmóvil, sin tomar ninguna decisión que permita conocer posibles contagios y atajar la propagación de la enfermedad entre el personal”, asevera.

“Si el PSOE es incapaz de garantizar la salud de nuestros empleados públicos mucho me temo, como además ha quedado demostrado, que tenga capacidad para transmitir seguridad ante el desbocado crecimiento de casos positivos en nuestro término municipal”, explica Sabroso, quien recuerda que ayer alcanzamos la “preocupante” cifra de 1.610 contagios activos en la capital.

“Los datos son demoledores e igualan a los de barrios del sur de Madrid, una ciudad con diez veces más población que Las Palmas de Gran Canaria”, prosigue el edil del PP, quien subraya que los sindicatos ante la “parálisis” del PSOE han salido de forma pública a solicitar medidas rápidas que corten los contagios entre la plantilla.

“Esta es la sensibilidad que el PSOE demuestra tener con nuestros trabajadores”, continúa el viceportavoz del PP, quien pide que alguien del grupo de gobierno debe salir de forma pública a explicar el número de casos que se han producido entre los trabajadores del Ayuntamiento en las últimas semanas.

Así, se han confirmado casos en el seno de la Policía Local y del Servicio de Limpieza, servicios esenciales en ambos casos y en contacto con el resto de ciudadanos, así como en trabajadores de Servicios Sociales, de los equipos de menores, de los centros de atención a personas sin hogar e incluso a algunos de sus residentes. “Nada de esto se ha informado, pero son hechos contrastados que nadie del Gobierno Local quiere asumir como una realidad”.

“Desde el comienzo se ha actuado de forma descoordinada y a golpe de crisis, sin que haya existido una estrategia clara de prevención. Lo mismo que ha ocurrido en el resto de la ciudad, donde hemos sumado a casi 400 nuevos infectados desde el lunes al jueves y en las que datos son sencillamente muy preocupantes”.

Mención aparte hace Sabroso en relación con la Oficina de Atención al Ciudadano (OAC), que califica de “polvorín a punto de estallar”. “El problema de la atención a los ciudadanos en las oficinas municipales hay que atajarlo de una vez”, exigen los populares. Las imágenes diarias de las colas diarias sin mantener distancia alguna, la seguridad privada ejerciendo de correturnos, los trabajadores municipales de este servicio desbordados y en riesgo permanente, la ausencia de medidas para incrementar los trámites telemáticos y gratuitos, la ausencia de atención descentralizada, y así un largo etcétera, demuestran la absoluta inhibición del Gobierno del PSOE ante este problema.

Para ser atendido por el Ayuntamiento se está tardando 15 días sólo para conseguir cita previa y una vez conseguida, se mezcla a los ciudadanos y a los empleados municipales “en un caos perfecto que es fuente de contagios”, concluyen los populares.