28M: ni puñetero caso a las encuestas

514

A una semana de las elecciones autonómicas, insulares y municipales quedan muchas dudas por despejar. Cierto que algunas convicciones no han cambiado, como que el PSOE ganará las regionales y en los ayuntamientos de Las Palmas de Gran Canaria y La Laguna. Y cierto, además, que a pesar de vencer tendrán que pactar para gobernar (si hay milagro, beneficiará al lagunero Luis Yeray Gutiérrez). Lo demás, en lo que a las grandes administraciones se refiere, está en el aire. Por partes.

Ángel Víctor Torres se verá reforzado en las urnas. No hay duda para las encuestas. El dilema está en si podrá reeditar el pacto de las flores o corre el riesgo de tener que buscar otro socio o, en el peor de los casos, le pasará como a su compañero Juan Fernando López Aguilar y, ganando por mucho, tendrá que irse a la oposición. Si hacemos caso a la mayoría de los sondeos, todo seguirá igual en el Gobierno de Canarias.

Pero enfrente cabe la posibilidad de un gobierno de derecha (dejémonos de lenguaje políticamente correcto). CC y PP pueden sumar, cabe alguna probabilidad. Pero siempre que el predominio sea de los nacionalistas. Si hay sorpasso, es decir, si el resultado del PP es mejor que el de CC, el socialista Torres lo tendrá más fácil para sumar. Le bastará un acuerdo con los nacionalistas, que necesitan poder sí o sí. Pero que no olvide a Manuel Hermoso y a Fernando Clavijo. Ambos dejaron al PSOE fuera del Ejecutivo siendo socios. Y el refranero es cabroncete, a veces: “No hay dos sin tres”.

El Cabildo de Tenerife es cosa de Pedro Martín (PSOE), Rosa Dávila (CC) y Lope Afonso (PP). En los últimos días se han hecho públicas encuestas que aluden a un empate técnico entre los dos primeros e, incluso, de una victoria de la candidata nacionalista. Eso contradice a los sondeos emitidos hasta ahora, en los que Martín siempre (o casi) era el vencedor. O sea, presidente. No olvidemos que el Cabildo es la única institución en la que se respeta el resultado de las urnas desde el principio. Es decir, el que gana preside. Después hay tiempo para la censura. Y eso puede darse siempre que CC no pierda algún consejero (algo no improbable) y el PP alcance el máximo que le dan las encuestas: 6. Pero tampoco es descartable un acuerdo que puede sonar extraño: PSOE-PP. Lo que ahora mismo es imposible, si se atiende a lo que comentan entre bambalinas unos y otros, es un pacto entre socialistas y nacionalistas. Ninguno de los dos quiere.

Los nacionalistas se desplomarán en el Cabildo de Gran Canaria, donde parece que hasta Unidos por Gran Canaria superará a CC. En esta institución, Nueva Canarias, PSOE y Unidas Sí Podemos pueden repetir el pacto gobernante, con Antonio Morales (NC) por tercer mandato consecutivo como presidente. Parece claro.

En Las Palmas de Gran Canarias la cosa está más clara. Carolina Darias liderará el relevo del pacto actual, PSOE-NC-Unidas Sí Podemos. El PP será el que más suba, pero no bastará.

Santa Cruz de Tenerife sigue con cierto equilibrio en los sondeos. CC y PSOE continúan en un puño, empatados o uno arriba uno u otro, según las últimas estimaciones. Las anteriores decían que Bermúdez podría con Hernández y CC lo tendría sencillo con el PP, que sube uno o dos en todos los sondeos. La desmovilización que se percibe en la izquierda y la motivación de los coalicioneros marcan alguna diferencia. La clave está en quién pescará más entre los abstencionistas.

En el caso de La Laguna, el PSOE de Luis Yeray Gutiérrez aparece como ganador claro (al borde de la mayoría absoluta, en algún caso), frente a una Coalición Canaria cuyo mejor resultado es mantener lo que tiene. En el peor de los casos, se apunta a que el socialista puede reeditar con Unidas Se Puede. El PP no aparece igual de bien que en casi todas las demás circunscripciones.

Otros apuntes. VOX estará en el Parlamento de Canarias, puede estarlo, también, en el Cabildo de Tenerife; Drago y Alberto Rodríguez, su líder, le hace un flaco favor a la izquierda porque divide el voto y su representatividad será escasa.

Y un dato final. Todo esto es un juego, porque es una reflexión basada en los resultados que exponen las encuestas desde hace un par de meses. Y ya se sabe que las encuestas casi nunca aciertan. Ustedes, ni caso. El domingo, 28M, a votar. Incluso en blanco. Pero, a votar.


Resumen
28M: ni puñetero caso a las encuestas
Nombre del artículo
28M: ni puñetero caso a las encuestas
Descripción
Ustedes, ni caso. El domingo, 28M, a votar. Incluso en blanco. Pero, a votar.
Autor