Santa Cruz tratará de impulsar soluciones para mejorar Valle Colino

El concejal Florentino Guzmán propondrá nuevas medidas y el cumplimiento de los acuerdos con el resto de las administraciones implicadas en el albergue

1390

Santa Cruz de Tenerife.- El concejal de Seguridad, Movilidad y Medioambiente del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, Florentino Guzmán, ha anunciado que propondrá, en breve, una reunión de todas las administraciones implicadas en la gestión del albergue de animales comarcal de Valle Colino. “La situación resulta muy complicada por el incremento de animales que se están recogiendo en estas instalaciones y hay que actuar en dos líneas; por un lado, reforzar la colaboración institucional, sumando a quien corresponda; y también abordando una profunda campaña de concienciación ante el abandono de animales”, manifestó el edil tras finalizar una reciente visita al citado albergue.

Guzmán se entrevistó con Adriana Naranjo, presidenta de la Federación Canaria de Asociaciones Protectoras de Animales y Plantas (Fecapap) con el objetivo de conocer de primera mano los problemas que soporta esta instalación debido a la masificación de los animales que allí permanecen recogidos. Sirva como dato que, en la actualidad, están alojados y atendidos en Valle Colino un total de 218 perros y 119 gatos, cuando la ratio ideal del centro no debería sobrepasar los 160 perros y los 50 gatos. Como dato positivo figura el balance de adopciones, que en 2018 alcanzaron los 1.540 casos y en el mismo período se logró devolver a sus propietarios a 307 animales que se habían extraviado y acabaron en el albergue.

Durante la visita realizada al albergue se pudo comprobar el enorme esfuerzo personal y profesional que realizan los trabajadores del centro y sus gestores, ya que tratan de ofrecer las mejores condiciones posibles a los animales, tanto en sus cuidados como alojamiento, pero se ven obligados a adoptar soluciones de urgencia para que no se colapse este servicio esencial.

El concejal ofreció su colaboración e intercesión para desbloquear algunas cuestiones administrativas que afectan al centro, así como protocolizar el trabajo que, por ejemplo, realiza la Policía Local capitalina, en especial la unidad de Protección del Entorno Urbano (Proteu) Los gestores del centro especificaron que se deben buscar soluciones para los casos de los perros potencialmente peligrosos que son retirados por los agentes a sus propietarios ante el incumplimiento de los requisitos legales para su tenencia. La cuestión es que mientras que los dueños no solventen esos trámites para, en los casos que se determine, poder recuperar al animal pueden pasar varios meses, situación que contribuye a la masificación del albergue debido a que estos perros deben estar en cheniles individuales.

Por último, se aclararon dudas sobre las dificultades de identificación de determinados animales que no tienen la obligación de llevar un microchip, así como de las campañas de esterilización de gatos y el funcionamiento de las colonias que establece como una posibilidad la ordenanza municipal.