Nueva Canarias rechaza el oscurantismo y las formas de  la incorporación de  San Borondón en el  grupo de Gobierno 

Los  pactos del Cabildo de Lanzarote y Ayuntamiento de Arrecife deben ser transparentes con el resto de socios que lo forman

313
Cabildo de Lanzarote. Cedida. NOTICIAS 8 ISLAS.
Cabildo de Lanzarote./ Cedida.

Arrecife.- Ante la polémica creada en torno a la incorporación de San Borondón en el grupo de gobierno insular, Nueva Canarias quiere aclarar el posicionamiento de nuestra organización política.

El secretismo con el que se llevó la incorporación de Juan Manuel Sosa al grupo de gobierno como consejero de sanidad, no nos parece adecuado en una acción irresponsable y la que catalogamos de descortesía en el ámbito de la estabilidad gubernamental.

No es normal que uno de los socios de ese importante acuerdo, se entere por la prensa de la incorporación de un nuevo consejero en el Cabildo de Lanzarote y de un posible concejal en el Ayuntamiento de Arrecife  pertenecientes a otro partido político. Desde nuestro punto de vista, la mesa del pacto de los partidos políticos que la componen, debiera ser más transparente y no tomar decisiones de forma independiente.

En torno a Juan Manuel Sosa, tenemos que afirmar que es totalmente diferente la situación actual a la vivida en la pasada legislatura por nuestra organización política, donde el sr Sosa siendo afiliado de Nueva Canarias, decidió romper la disciplina de partido y apoyar por su cuenta y riesgo el gobierno insular presidido por Coalición Canaria , convirtiéndose en tránsfuga. 

Desde el punto de vista de la responsabilidad institucional, afirmamos que no habrá ningún tipo de riesgo por parte de Nueva Canarias , ya que  para nuestro partido es mucho más importante la estabilidad de las instituciones y el futuro de los ciudadanos ,  que la descortesía y falta de respeto  que se puedan producir por cualquiera de los socios de gobierno de este pacto.

Perdimos que en el futuro, cualquier tipo de decisión de esta magnitud sea tratada en la mesa del pacto entre las fuerzas políticas que la formamos , respetando la integridad y dignidad de cada una de las organizaciones  y sus cargos elegidos democráticamente.