El Ayuntamiento invertirá 11 millones de euros para construir el intercambiador de la Metroguagua en el barrio de Hoya de la Plata

El Consistorio iniciará el procedimiento para sacar a consurso el proyecto y adjudicar la construcción de la nueva infraestructura, cuyo inicio se producirá el próximo año

417
Un momento del Pleno celebrado hoy. Cedida. NOTICIAS 8 ISLAS.
Un momento del Pleno celebrado hoy./ Cedida.

Las Palmas de Gran Canaria.- El pleno del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria aprobó hoy la inversión plurianual de once millones de euros para la contratación del proyecto del intercambiador de la Metroguagua en el barrio de Hoya de la Plata.

La aprobación de la inversión plurianual para poder construir la nueva estación de guaguas del Cono Sur, que se enmarca en el Proyecto de implantación de la MetroGuagua, se realizará con arreglo al siguiente desglose: una cantidad de 4.296.063 de euros en el año 2020 y una cantidad de 6.793.936 de euros para el año 2021.

Una vez aprobada la financiación, el área de Urbanismo en colaboración con la Concejalía de Movilidad, iniciará el procedimiento para sacar a concurso el proyecto y adjudicar la construcción de la nueva infraestructura, cuyo inicio se producirá el próximo año.

El concejal de Urbanismo, Javier Doreste, ha señalado que “una vez autorizado el gasto, estamos en disposición de sacar a concurso la construcción de esta importante infraestructura de transporte público que mejorará notablemente la fisonomía de una de las entradas de la ciudad y del barrio de Hoya de la Plata”.

La financiación para poder edificar la nueva estación de transporte forma parte de una subvención concedida por parte del Ministerio de Fomento al Consistorio en el año 2018.

El intercambiador tendrá una superficie de 7.900 metros cuadrados y dispondrá de zona de parque, comercio y actividades, transformando la terminal en un espacio que contribuirá a la dinamización de esta parte de la ciudad. El plazo de ejecución de las obras se estima que tengan una duración de 20 meses.

La nueva estación será origen y destino de la MetroGuagua, el nuevo sistema de alta capacidad Bus Rapid Transit (BRT), y también de otras líneas de Guaguas Municipales que tendrán correspondencia en esta terminal. El proyecto recoge el concepto de intermodalidad de la MetroGuagua y, por ello, el intercambiador dispondrá también de paradas de taxi y estacionamiento de bicicletas.

La planta superior, consta de una gran cubierta ajardinada. La otra mitad de la parcela se transformará en un parque diseñado sobre las formas de animales marinos de las islas, con árboles y espacios verdes, zona de juegos para niños y sitios para disfrutar de las vistas al mar.

En la planta de acceso se encuentran los andenes y los espacios dedicados a los viajeros, además de una zona comercial. Al otro lado del espacio por el que circularán los vehículos de Guaguas Municipales se sitúan los espacios de personal y un pequeño café con una terraza con vistas al mar.

Sobre este nivel, debajo de la cubierta ajardinada, se situará el área de servicios centrales y de control de tráfico. Esta zona será la más visible desde la autopista. Debajo de la plaza y a nivel de los andenes, ocupando todo el sótano, se sitúan los talleres y la cochera que darán todos los servicios necesarios a la terminal, con un esquema funcional optimizado al máximo.

El consistorio inicia el procedimiento para aprobar los planes de rehabilitación de los riscos de la ciudad

El área de Urbanismo remitirá ahora el borrador de los Planes Especiales de San Juan-San José, San Nicolás y San Roque, así como sus documentos ambientales estratégicos, al órgano ambiental municipal para su evaluación, con la solicitud de los correspondientes informes técnicos y jurídicos previos a su aprobación.

Estos documentos pretenden revisar y actualizar los planes especiales vigentes conocidos como PERIS, que datan de los años 90, recogiedo cambios para mejorar los riscos de la ciudad. Las propuestas presentadas se han elaborado contando con las aportaciones de los vecinos.

El concejal de Urbanismo, Javier Doreste, ha afirmado que «después de trabajar con los vecinos para saber cuáles son las necesidades reales de los riscos, comenzamos la tramitación de los Planes urbanísticos que nos permitirán realizar acciones de rehabilitación de barrios como San Juan, San Nicolás, San Roque y San José».

Los correspondientes documentos ambientales estratégicos de los planes se someterán a información pública durante 45 días para su evaluación ambiental y una vez obtengan el dictamen favorable por parte del órgano ambiental, los textos se aprobarán de forma inicial en Junta de Gobierno de la ciudad, para someterlos posteriormente a un período de exposición pública de un mes para recoger en el documento definitivo nuevas demandas de los vecinos y residentes.

Los Planes Especiales de rehabilitación recogen modificaciones en la normativa vigente para poder realizar acciones urbanísticas de mejora en los riscos en materia de accesibilidad, de renovación de los servicios básicos como la red de saneamiento y la construcción de nuevos espacios públicos de esparcimiento y ocio como parques o zonas de aparcamiento.

La mayor parte de esas actuaciones de mejora que estarán recogidas dentro de los Planes Especiales, se desprenden del diagnóstico que elaboró el Consistorio con los vecinos acerca de las necesidades de rehabilitación urbana de los riscos de la ciudad durante los meses de noviembre y diciembre de 2018 dentro del proyecto ‘Barrios Pendientes’.

Otras de las medidas planteadas por los residentes que se recogen en los planes son la necesidad de que los riscos se integren en el resto de la ciudad, la mejora de la calidad ambiental, así como la recuperación y puesta en valor del patrimonio cultural y natural de los barrios, atendiendo a su origen histórico, su fisonomía tradicional y sus potencialidades paisajísticas con el Barranco de Guiniguada y la costa.

Se modificará el Plan General de Ordenación para ampliar y mejorar el cementerio de San Lázaro y su entorno

El pleno aprobó hoy el inicio del procedimiento para modificar el Plan General de Ordenación (PGO), con la intención de reordenar el entorno situado junto al cementerio de San Lázaro, así como ampliar y mejorar el camposanto.

La modificación del PGO en el ámbito de los sistemas generales SG-14 (cementerio de San Lázaro), y ESR-16 (San Lázaro), plantea por un lado la ampliación del cementerio situado junto al barrio de Siete Palmas, en el que se construirán nuevos nichos y columbarios.

 Y por otra parte, el Ayuntamiento pretende reordenar las parcelas y los espacios que rodean el cementerio para definir donde construir nuevas dotaciones como un tanarorio público, un crematorio, una cafetería,  aparcamientos, así como un nuevo espacio donde depositar las cenizas de las mascotas.

La reordenación de la zona también contempla la ubicación de una gasolinera junto a la rotonda de entrada al cementerio de San Lázaro, que el Ayuntamiento ha permutado con la empresa Disa, a cambio de que la empresa renuncie a la contrucción de una estación de servicio en la Vega de San José y el cierre de la gasolinera situada junto al cementario de Vegueta.

El concejal de Urbanismo, Javier Doreste, ha explicado que «la construcción de un nuevo tanatorio y crematorio, así como un pequeño cementerio para mascotas en San Lázaro, algo que vamos a poder realizar gracias a esta modificación del Plan General, servirá para dar respuesta a una histórica demanda por parte de los vecinos del municipio, que este grupo de Gobierno va a convertir en una realidad».

El Consistorio entiende necesario proceder a la suspensión temporal del otorgamiento del licencias urbanísticas que puedan comprometer el desarrollo del sistema general, durante la tramitación y aprobación del nuevo documento, a fin de asegurar la viabilidad del área dotacional.

El Ayuntamiento notificará a los solicitantes de licencias afectados por la aplicación de esta suspensión y los motivos que la justifican, y procederá a comunicar los cambios en el planeamiento a la Compañía Canaria de Cementerios S.A. (Canaricem), que es la empresa concesionaria que gestiona los cementerios.

El área de Urbanismo remitirá ahora la modificación del PGO al órgano ambiental municipal para su evaluación, posteriormente se someterá a un período de exposición pública entre 45 días y dos meses, luego será aprobado en Junta de Gobierno municipal, se ratificará en un pleno ordinario y deberá publicarse en el Boletín Oficial de Canarias y el Boletín Oficial de la Provincia. Después de su publicación deberá pasar nuevamente por pleno para su aprobación definitiva.