Aprobado el decreto ley que fija como condición de acceso a los alojamientos turísticos que se disponga de un test negativo a la COVID-19

El Consejo de Gobierno aprueba un decreto ley dirigido a afrontar los efectos de la crisis sanitaria y económica por la pandemia y a convertir a las Islas en la primera comunidad en promover la realización de pruebas diagnósticas por los turistas

619
Ángel Víctor Torres, presidente de Canarias./ Cedida.
Ángel Víctor Torres, presidente de Canarias./ Cedida.

Las Palmas de Gran Canaria.- El Consejo de Gobierno celebrado este jueves, 29 de octubre de 2020, ha aprobado el decreto ley de medidas extraordinarias en materia turística para afrontar los efectos de la crisis sanitaria y económica producida por la pandemia de la COVID-19, un texto legal que establece que para acceder a los establecimientos turísticos de alojamiento de las Islas será preciso que los usuarios demuestren la realización, en el plazo máximo de 72 horas previas a su llegada, de un test de diagnóstico de infección activa que establezcan las autoridades sanitarias y que acredite que no ha dado positivo como transmisor de esa enfermedad.

Ese texto jurídico, aprobado esta tarde por el Consejo de Gobierno, a propuesta de las consejerías de Turismo, Industria y Comercio, de Sanidad, y de Administraciones Públicas, Justicia y Seguridad, establece igualmente que, con carácter previo a la formalización de la reserva o contratación del alojamiento turístico en cualquiera de sus modalidades regladas en Canarias, se informe al usuario de que entre las condiciones de acceso a éste se incluye la de acreditar la realización de aquel test de diagnóstico. Además, será necesario contar con la aceptación del cliente de que recibe esa información.

El Gobierno de Canarias fundamenta esta medida legislativa en la necesidad de incorporar a la regulación de la actividad turística alojativa los aspectos que garanticen la debida protección de la salud de sus usuarios, además de evitar la situación de parálisis de la actividad turística y económica por los riesgos de transmisión de la enfermedad por el coronavirus SARS-CoV-2, que produce la COVID-19.

Canarias se convierte así en la primera comunidad autónoma española en promover a través de un decreto ley la realización de pruebas diagnósticas en el lugar de procedencia de cada turista, sin perjuicio de la posibilidad de que éstas puedan realizarse en los espacios que se pongan a disposición de tal fin con carácter previo a la entrada al establecimiento turístico de alojamiento.

La norma citada exime de la obligatoriedad de presentar un test de diagnóstico a los residentes canarios que declaren bajo su responsabilidad que no han abandonado el territorio de la comunidad autónoma en los 15 días previos a su llegada al establecimiento, así como a los no residentes que acrediten mediante su documento de viaje la permanencia en las Islas en los 15 días previos a su llegada al establecimiento alojativo.

En cuanto a los alojamientos turísticos, su responsabilidad respecto a esta nueva normativa queda limitada a la verificación de los certificados que se aporten en el acceso a sus instalaciones, así como al deber de facilitar la información relativa a los lugares en los que los usuarios turísticos pueden someterse a los test diagnósticos si no los trajeran ya hechos. El establecimiento denegará el acceso a las personas que no cumplan con la condición de disponer de un test negativo a la COVID-19.

Por su parte, el cliente podrá acreditar libremente la realización del test de diagnóstico en el plazo indicado de las 72 horas previas a su llegada mediante la aportación del certificado, ya sea de forma telemática o en soporte papel. En este documento debe constar la fecha y hora de realización de la prueba, su identidad, el laboratorio responsable de su verificación y su naturaleza, así como el resultado negativo.

La obligatoriedad de acreditar una prueba negativa de COVID-19 a las personas que lleguen a Canarias para alojarse en un establecimiento reglado será de aplicación a los 10 días de entrada en vigor de este decreto ley.

En las disposiciones de la nueva norma, se recoge el protocolo a seguir en el supuesto de que un usuario turístico sea diagnosticado como portador de COVID-19. En ese caso y para su atención, las administraciones públicas habilitarán establecimientos adecuados.

Torres resalta las garantías de seguridad que ofrece el decreto sobre turismo ante la COVID y su objetivo de prestigiar el destino Canarias

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, afirmó esta tarde, tras el Consejo de Gobierno celebrado en Las Palmas de Gran Canaria en el que se aprobó el decreto ley que regulará la llegada de turistas a las Islas ante la crisis de la COVID-19, que estas medidas extraordinarias tratan de aumentar al máximo las garantías de seguridad en las Islas y reimpulsar y prestigiar el destino turístico del Archipiélago en una situación excepcional y ante una pandemia que sigue expandiéndose en muchos países.

Torres indicó que, con estos cambios en la Ley de Turismo y de Actividades Clasificadas, se pretende que todos los turistas que lleguen a Islas, desde la Península o desde otros países, vengan con un test que certifique que no están contagiados de coronavirus (con 72 horas de antelación como máximo) o que se hagan aquí una prueba para acreditarlo. El jefe del Ejecutivo subrayó que llevan trabajando desde hace tiempo en estas modificaciones legales “para dar la máxima seguridad a los visitantes y residentes”.

Según remarcó, se trata de un texto “pionero, sin antecedentes entre el resto de comunidades españolas, establecido ante la urgencia actual por la situación de la pandemia y que busca prestigiar nuestro destino, que es más apetecible ahora” pese a la incidencia creciente en los países emisores. “Es un texto muy completo, amplio y ambicioso, por lo que agradezco el conocimiento aportado a los que han participado, como los cabildos, los agentes sociales y económicos (entre ellos, todas las patronales) y el resto de mi Consejo Asesor, que respaldaron el trabajo de la consejería”. A su juicio, el decreto refuerza también los corredores seguros que está trabajando el Gobierno central con otros países de la UE.

Además, resaltó la situación excepcional de las Islas, al haber quedado fuera del toque de queda del nuevo Estado de Alarma en España. Esto logro se ha debido a cómo se ha controlado la pandemia, con una incidencia acumulada de casos en este jueves, 29 de octubre, de 77,13 a catorce días y de 34,27 a siete. Unos datos que, entre otras cosas, permitieron el jueves pasado que Alemania y Reino Unido eliminaran las restricciones para viajar y volver de Canarias, pero que no deben abocar a los isleños a la autocomplacencia y la confianza.

Pese a la buena situación de las Islas, el presidente fue muy tajante respecto a la necesidad de seguir manteniendo a raya al virus en las Islas. “Los datos son favorables, pero tenemos Halloween a la vuelta, hay un festivo próximo y en muchos lugares puente, por lo que hago un llamamiento a seguir cumpliendo las normas. Hemos pasado de días con 400 positivos a algunos con menos de 100. La situación ha ido a mejor y no hay colapso en los hospitales, pero podemos echar todo esto por tierra. Aquí se tomaron medidas duras. Mi mensaje del 13 de agosto fue rotundo y, viendo el resto del mundo, ha dado resultado, pero siguen las sanciones, se cumplirán de forma estricta y, si es necesario, se tomarán nuevas”, recalcó.

Los mejores presupuestos estatales para las Islas, “pero sin renunciar a nada”

El presidente Torres aseguró, además, que el anteproyecto de ley de los presupuesto del Estado para 2021 contemplan “las mayores partidas en favor de Canarias de toda la historia”. El jefe del Ejecutivo canario pidió rigor a la hora de analizar el anteproyecto pues, si se compara con los anteproyectos de años anteriores “el anteproyecto para el próximo año tiene las mayores aportaciones para Canarias; mucho más, incluso, que las de 2018, de las que dicen algunos que fueron las mayores”.

Torres lamenta que se haga “la trampa de comparar el anteproyecto de ley con el presupuesto final”. Cuando se apruebe, “que seguro que se aprobará en el Congreso y el Senado, se comprobará que serán las dotaciones más importantes para las Islas, que ya incluyen aspectos del REF que no entraron en 2018, como el agua de riego o las infraestructuras turísticas, así como las ayudas al transporte o el POSEI adicional”. El presidente destacó que ha de haber partidas específicas para la pobreza y la vivienda, aparte de las contempladas en otros bloques, pero nadie puede negar esa mayor asignación y ahora toca a los partidos negociar las enmiendas y lograr las mejores cuentas posibles. Además, quedan por añadir los fondos europeos. Por nuestra parte, no renunciamos a nada: vamos a pelear y batallar”, subrayó.

Los alcaldes de las dos capitales canarias reciben la información sobre el proyecto de Ley de Presupuestos de la Comunidad Autónoma para 2021

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, junto al vicepresidente y consejero de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, Román Rodríguez, han aportado información a los alcaldes de las dos capitales canarias acerca del proyecto de Ley de Presupuestos de la Comunidad Autónoma para 2021, durante el Consejo de Capitalidad celebrado en la tarde de este jueves en la sede de Presidencia en Las Palmas de Gran Canaria.

Augusto Hidalgo, alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, y José Manuel Bermúdez -que participó vía telemática-, han obtenido información sobre las cantidades que se destinarán en las cuentas autonómicas para las dos ciudades en concepto de capitalidad. El total asignado es de 5.994.369 euros, de los cuales 3.190.122 corresponden al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria y 2.804.247 al Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife.

El proyecto de Ley de Presupuestos de la Comunidad Autónoma será llevado Consejo de Gobierno extraordinario que se celebrará este viernes 30 de octubre, para su aprobación.