ASG defiende los presupuestos autonómicos por su respuesta social a las familias con menos recursos

Casimiro Curbelo asegura que las cuentas regionales están dirigidas a esas 700 mil personas al borde de la exclusión social, pues el 75% de los fondos se destinan a políticas sociales y servicios públicos

251
Casimiro Curbelo, portavoz del Grupo Parlamentario Agrupación Socialista Gomera. Cedida. NOTICIAS 8 ISLAS.
Casimiro Curbelo, portavoz del Grupo Parlamentario Agrupación Socialista Gomera./ Cedida.

Santa Cruz de Tenerife.- El portavoz del Grupo Parlamentario Agrupación Socialista Gomera (ASG), Casimiro Curbelo, quiso dejar claro en el primer debate plenario sobre los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma de 2020, el carácter eminentemente social de las cuentas, pues según indicó, “están dirigidas a responder a las necesidades de las familias más vulnerables del Archipiélago”.  

Para Curbelo, la grandeza de estas cuentas estriba en que se han diseñado pensado en esa otra Canarias, que hasta día de hoy nadie ha tenido en cuenta. “Hablamos de 700 mil personas al borde de la exclusión social, de las miles de familias en la frontera de la pobreza severa, de las de esos miles de canarios que tienen dificultades para alimentar y cuidar a sus hijos e hijas”.

Aprovechó su intervención en la Cámara regional para resaltar la relevancia de las cuentas, que a su juicio, “son la expresión de un compromiso social, que es el ADN con el que nació este pacto que hoy gobierna Canarias”. En este sentido, recordó que ello viene sustentado en los datos que reflejan que el 75% de los presupuestos está destinado a los bienes y servicios sociales y a los servicios públicos, lo que supone más de seis mil millones de euros, 352 millones más que el pasado año.

Curbelo hizo especial énfasis en la importancia de reforzar los servicios públicos esenciales, por lo que educación contará con 125 millones más; sanidad con 134 adicionales y 517 millones de euros que se engloban en el área de Derechos Sociales, con más de 88 millones que se destinarán a la PCI y a la transición hacia la renta Ciudadana.

Lamentó que los grupos de la oposición califiquen a las cuentas de “expolio fiscal”, pues argumentó que es “falso e injusto, ya que la modesta subida de fiscalidad en las Islas es muy razonable y no pretende otra cosa que salvar Canarias de la pobreza severa”. 

Una vez más, destacó que los presupuestos contemplan claros avances para construir “una Canarias de iguales, donde prime el equilibrio territorial de las Islas”. Por esta razón, consideró que el Gobierno ha sido respetuoso y sensible con los colectivos sociales más vulnerables y con la discriminación positiva hacia aquellas personas, que viviendo en islas no capitalinas, padecen hoy condiciones de servicios públicos e infraestructuras más deficientes.

Prudentes y realistas

No obstante, reconoció que tienen una dependencia muy importante del exterior porque se han visto afectados por la situación de bloqueo político y las turbulencias de la gran política nacional. “Todo ello hace que sean unas cuentas prudentes y realistas, pues indudablemente hubieran mejorado al contar con los recursos estatales, que siguen paralizados hasta que logren conformar Gobierno”, indicó.  En este sentido, pidió al Gobierno que tenga la fortaleza adecuada adecuada para reivindicar el atendimiento a las necesidades de las Islas. 

Por esta razón, aclaró que el apoyo de ASG a estos presupuestos, que según matizó, “son los mejores en las peores circunstancias”, así como el respaldo a este Gobierno, “no es un apoyo ciego, sino crítico y exigente, ya que lejos de posiciones sectarias, partimos desde la convicción de que debemos hacer lo que sea mejor para nuestra gente”. Al respecto, lamentó que los grupos de la oposición no hayan aportado al debate presupuestario nada nuevo, más allá de la confrontación. 

Por último, subrayó el rotundo compromiso que reflejan las cuentas regionales a la hora de reducir listas de espera sanitarias, con un incremento del 171% del presupuesto asignado,  los 27 millones de euros adicionales que se destinan a garantizar la Prestación Canaria de Inserción (PCI), los 15,4 millones más para facilitar el acceso a la vivienda, los 10 millones de incremento para la dependencia o duplicar los fondos para la escolarización de 0 a 3 años. “Esto son solo algunas muestras de que la voluntad de este Gobierno es transformar la realidad social de Canarias”, matizó. 

Curbelo valora el compromiso del Gobierno para dar una respuesta real y efectiva a los sobrecostes del combustible 

El portavoz del Grupo Parlamentario Agrupación Socialista Gomera (ASG), Casimiro Curbelo, valoró que el Gobierno autonómico se comprometa a acometer las medidas necesarias que pongan fin a los sobrecostes que padecen las Islas no capitalinas y en concreto, en La Gomera, La Palma y El Hierro. 

Reiteró la necesidad de hacer un mayor esfuerzo económico, que a su juicio debe venir de la mano de actuaciones concretas que erradiquen esta desigualdad de forma permanente entre ciudadanos canarios y territorios, y no un mero parche. 

Para Curbelo, la solución pasa por establecer una bonificación al transporte del combustible, “porque algo debemos hacer para evitar estos sobrecostes, ya que en algunos casos llegan a superar 20 céntimos por encima de la media de los precios de Canarias”.

Recordó que esta demanda histórica está sustentada en el documento del Pacto del Gobierno y además, contempla una partida de 1,5 millones de euros en el Proyecto de Presupuestos de 2020, que se distribuye en 500 mil euros para cada Isla no capitalina occidental, de forma que se rebaje el coste estructural que pudiera tener el carburante por este transporte entre islas. Por ello, consideró que es una cuestión que no se debe postergar más en el tiempo, pues está en juego la economía familiar y el futuro de muchas empresas. 

No obstante, consideró que esta medida no es suficiente para erradicar estos sobrecostes de forma permanente, por lo que urgió a hacer un esfuerzo más importante en esta tarea, “ya que estos sobrecostes no solo afectan a las economías domésticas de los particulares, también perjudican a las industrias locales, restándoles competitividad y oportunidades de inserción de nuevas industrias en las islas occidentales”.

Asimismo, propuso la puesta en marcha de medidas de control correspondientes a través de un observatorio de precios que se encargue de vigilar que no se están cometiendo prácticas abusivas basadas en el oligopolio a la hora de establecer estos precios, que a su entender, “son del todo injustificados y generan una brecha aún mayor a la hora de equilibrar el territorio y avanzar en la igualdad de oportunidades de todos los canarios, independientemente de la Isla en la que residan”.