Ante el miedo al coronavirus, OCU pide que se considere fuerza mayor la cancelación de viaje

OCU considera que el miedo insuperable al contagio del coronavirus es una alegación suficiente para justificar la causa de fuerza mayor.

423
Turismo, Avda. San Telmo, Puerto de la Cruz. Manuel Expósito. NOTICIAS 8 ISLAS.
Turismo, Avda. San Telmo, Puerto de la Cruz./ Manuel Expósito.

Madrid.- Ante la creciente preocupación de miles de usuarios por la posibilidad de contagio del coronavirus en sus viajes a las zonas afectadas por la epidemia y dada la recomendación del Ministerio de Sanidad de no viajar allí, OCU solicita a las agencias de viajes y compañías de transporte que consideren motivo de fuerza mayor las cancelaciones de estos viajes. De este modo, el usuario que así lo desee podría cancelar su viaje sin coste alguno, recuperando el precio de su billete, o bien viajar en otra fecha.  

  • Hoy por hoy existe entre los usuarios con viajes contratados con destino a las zonas afectadas por la epidemia de coronavirus un miedo insuperable y fundado resultado de la situación de alerta internacional.
  • De hecho, el propio Ministerio de Sanidad recomienda, siguiendo el principio de precaución, no viajar a las zonas afectadas a no ser que sea estrictamente necesario. A fecha 25 de febrero, considera zonas de riesgo China (no solo la provincia de Hubei), Corea del Sur, Japón, Singapur, Irán y cuatro regiones del norte de Italia: Lombardía, Véneto, Piamonte y Emilia Romaña. Es más, las personas que presenten síntomas y que en los 14 días anteriores hayan estado en alguna de estas zonas de riesgo han de ser consideradas posibles casos.

Al mismo tiempo, OCU entiende que los seguros de viaje deberían cubrir este tipo de contingencias, una circunstancia que no se está cumpliendo actualmente, ni en los seguros de viajes, ni en los seguros de cancelación ni en los ligados a la tarjeta con la que se pagó el viaje.

OCU recomienda a los afectados conservar la información relacionada con las condiciones de contratación del viaje

En el caso de que se considerara finalmente causa de fuerza mayor, el usuario debería solicitar al establecimiento con el que se ha contratado, la cancelación del servicio por considerar que concurren circunstancias excepcionales y de fuerza mayor. La solicitud habría que hacerla de manera fehaciente, conservando constancia de haberla realizado y dirigirla al departamento de atención al cliente de la empresa o compañía. Si la respuesta no fuera satisfactoria o no se produjera en el plazo máximo de 30 días, habría que considerar plantear la correspondiente acción judicial.

En este sentido, OCU recomienda que los usuarios guarden toda la documentación del viaje: título de transporte, justificante de pago, contrato con la agencia y cualquier información que consideren relevante.


Toda la información sobre la crisis sanitaria por el coronavirus en Canarias AQUÍ


 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here